Aumentan los depósitos de particulares y empresas

Escrito el 23 Abr, 2013 en Contratos y Servcios

A pesar de la crisis y de la inestabilidad económica que sufre el país, los españoles siguen confiando en las entidades bancarias y en los productos que ofrecen mayor rentabilidad para custodiar sus ahorros y, al mismo tiempo, obtener beneficios de éstos. La rentabilidad dependerá del tiempo por el que se deposite el dinero y del tipo de interés que la entidad bancaria aplique a ese producto.

Tanto empresas como particulares apuestan por invertir sus ahorros en depósitos a plazo fijo

Los depósitos bancarios se han posicionado en el mercado de las inversiones como una opción bastante segura, rentable y confianza. Puesto que la tendencia de la economía ha variado tanto en los últimos años, tanto las empresas como los particulares que cuentan con capital para invertir han decidido arriesgar menos su dinero y destinarlo a productos menos rentables pero más seguros. Se trata de los depósitos a plazo fijo. Estos productos ofrecen al cliente una rentabilidad media según el tiempo para el que se contrate. No obstante, cabe destacar que en la actualidad la rentabilidad que ofrecen las entidades bancarias por estos depósitos es menor que en la época en que la economía española era mucho más boyante. Los Existen en el mercado depósitos a plazo fijo denominados depósitos estructurados, que ofrecen mayor rentabilidad pero a cambio suponen un riesgo también mayor, ya que suelen estar vinculados a los movimientos bursátiles. Por ello es muy importante detectar cuál es la necesidad del cliente, su capacidad de riesgo y también su disposición para ello.

En qué consiste un depósito bancario

El funcionamiento de los depósitos a plazo fijo es muy simple. El cliente decide qué cantidad depositar, en algunos productos hay unas cantidades mínima y máxima establecidas. También es el cliente el que decide el tiempo que quiere tener su dinero aplazado, lo que supondrá no poder disponer de él sin penalización. El cliente, para obtener toda la rentabilidad, debe mantener el depósito durante el tiempo que ha contratado, pues si no se cumple este requisito, la entidad bancaria no reportará los beneficios. En cualquier caso, el cliente puede disponer de su dinero. El porcentaje de rentabilidad oscila entre el 1,75% y el 3,5%.

Similar Posts:

Entradas Relacionadas: